Receta vegana fácil de ensalada muy completa que combina las proteínas que aportan las lentejas con los hidratos de las patatas, además de todos los minerales y vitaminas de las hortalizas que las acompañan.

Ingredientes para 4 personas

  • 300g de lentejas pardinas
  • 2 patatas
  • 3 zanahorias
  • Medio puerro
  • 2 tomates
  • 1 trozo de col lombarda
  • 1 bote de pepinillos agridulces
  • Orégano
  • Aceite de oliva
  • Sal

Cómo hacer ensalada de lentejas y patatas cocidas

Esta ensalada es, en verdad, fruto de la reutilización de un guiso de lentejas con patatas. Vamos, que en verdad cocimos las lentejas y patatas con unas zanahorias y una base de puerro bien troceado para hacer un plato caldoso y, como nos sobró, colamos el caldo y añadimos ingredientes para hacer esta completísima ensalada en frío. Así que si cocinas este plato en mayor cantidad, puedes hacer lo mismo.

En todo caso, empezamos con los ingredientes que vamos a comer cocidos: patatas, lentejas, puerro y zanahoria. Como empleamos lentejas pardinas, no requieren remojo previo (ver aquí variedades de lentejas). Así que para empezar, lo único que tenemos que hacer es lavar zanahorias y puerro. Troceamos el puerro en dados pequeños (brunoise) y las zanahorias las dejamos enteras. Pelamos las patatas, las lavamos y las troceamos. Y pasamos a los fogones.

En una olla con un chorrito de aceite, rehogamos patatas y puerro a fuego vivo. Añadimos las lentejas, las zanahorias enteras, agua, agua, sal y esperamos a que el agua entre en ebullición. Espumamos para eliminar impurezas y bajamos el fuego. Tapamos y dejamos y dejamos a fuego lento hasta que patatas y lentejas queden cocidas. Luego apagamos el fuego y, en principio, aquí tendrías un rico guiso que podría comerse por si solo. Pero para la ensalada, lo que vamos a hacer es colar para que las lentejas no se embeben. El caldo lo puedes guardar para cualquier otra elaboración (desde una sopa o una crema de verduras, hasta un arroz). Y dejamos atemperar el resto de ingredientes. Cuando estén atemperados, troceamos las zanahorias.

Aparte, lavamos tomates y col lombarda y colamos los pepinillos. Luego se trata de trocear: los pepinillos, bien pequeños; la col lombarda, en tiras; los tomates en gajos. Mezclamos con lentejas, patatas y zanahorias, añadimos orégano y aliñamos con un poco de aceite de oliva. Si quieres un toque ácido puedes añadir algún tipo de vinagre al gusto (ver aquí tipos de vinagres). Y ya sólo queda disfrutar del plato.

Escrito por:uranda

Deja un comentario